Lo que no sabe la Convención sobre nuestro cobre y sus graves errores

por Jorge Lavandero Illanes

No hay dudas que el cobre esta nacionalizado, de acuerdo al artículo 19, N°24 de la constitución del 80 y su artículo transitorio N°3. El problema radica en la inconstitucional de la ley de concesiones que contradice el artículo 19. N° 24. Por tanto, un gobierno con sentido republicano, jurídico y democrático, sencillamente debería haberlo declarado inconstitucional, en relación a los artículos 6° y 7° de la actual constitución. Con eso se habría terminado el problema, especialmente en cuanto a las indemnizaciones, que es otra situación jurídica inaplicable, y solo para defender un interés espurio, en contra de algo que constitucionalmente esta nacionalizado y que es constitucionalmente nuestro y lo es “exclusivamente, de forma absoluta, y de manera inalienable e imprescriptible”. De acuerdo al artículo recién nombrado, no puede haber ninguna discusión jurídica, sobre el dominio y la tenencia de nuestro cobre.

El problema radica por tanto, exclusivamente sobre la inconstitucional ley de Concesión Plena, que pretende vaciar de contenido a la nacionalización, pero hemos dicho que esta norma es inconstitucional, porque una ley no puede alterar lo que establece la constitución, por eso hemos dicho, del deber del poder constituido, no ejercido, para la ley de concesiones y defender la propiedad de todos los chilenos, declarándola nula, de nulidad absoluta- Desgraciadamente los intereses, últimamente, han sido más fuertes que los principios y valores. Se defiende la propiedad privada, con uñas muelas y dientes, pero la propiedad de todos los chilenos, se regala, de acuerdo a oscuros intereses, sin importar que se sea de derecha de centro o de izquierda, porque parece ser un negocio, para el que esta de turno en el poder.

Lo grave, que esto, ya no solo es un problema constitucional, en que se ha mirado para el lado o el bolsillo, sino es mucho más ¿Saben Uds, por qué no quieren fundir y refinar el cobre en Chile? Más claro que el agua, porque de acuerdo a diversos estudios irrefutables, los subproductos y tierras raras que se llevan de contrabando en los concentrados de cobre, valen mucho más que el cobre mismo. Cualquiera dudaría de esta aseveración, pero resulta que los datos provienen de las mismas empresas del Concejo Minero en Chile. En efecto, ellas subcontratan empresas para analizar los concentrados de cobre en los puestos de destino y los resultados son los que les he dicho, los subproductos y tierras raras valen varias veces más, que el ya valioso cobre que sale en nuestros concentrados.

Si alguno sigue dudando, porque es algo de Ripley, Sabiendo que nosotros tenemos una verdadera contraloría en el organismo estatal, Cochilco, solo para fiscalizar el cobre que se produce y exporta. Este es el problema mayor, allí está instalado el comienzo de la corrupción brutal. Sin embargo los datos duros que se exponen, no son inventados y además, los resultados de los laboratorios de las empresas contratadas por las empresas del Concejo Minero, en los puertos de destino para nuestros concentrados mineros, están corroborados por la empresa alemana en Hamburgo, Aurubis, quien funde y refina 2 millones 300 mil toneladas de concentrados y valoriza, no solo el cobre contenido, sino los valiosísimos subproductos de los concentrados de cobre. Son toneladas de Plata, Níquel, Zinc, Azufre, Molibdeno, pero por sobre, todo el Platinum Grup, cuyo valor es tal que supera a todos los subproductos contenidos en más de un 67%,.Un gramo de oro en Chile , vale alrededor de 19 mil pesos chilenos, pero el valor del Rodio, cuyo gramo alcanza a $750 mil pesos, lo que llega a ser muy impresionante.

Debieran saber los convencionales constituyentes, que el profesor y doctorado en física, de la Universidad de Playa Ancha, Juan Camus, junto a otros investigadores especializados, han señalado, que el solo azufre, más de 122 toneladas, financian largamente toda la producción de concentrados y el resto contribuyen de manera importante a las ganancias de esas empresas.

Esta es la verdadera razón por la cual la mineras no quieren fundir el cobre en Chile, resulta entonces que el cobre solo es un subproducto y los subproductos como la plata, el Zinc, el Níquel, el Oro, el Molibdeno, el azufre y los del Platinum, Grup, son el verdadero y colosal negocio de la empresas mineras en Chile. Cada año en Chile se embarcan más de 1000 barcos de concentrado, en vez de fundirlo y refinarlo en Nuestro país, con lo cual se embarcarían solo 300 barcos con cobre refinado, aquí, en nuestro país y en refinadoras como en la de Aurubis, instaladas en plena cuidad y que no contaminan absolutamente nada, con un costo no mayor que el de US.3 mil millones de dólares, que es el costo que nuestro país pierde cada año por no refinarlo en Chile (ver librillo del ingeniero Carlos Tomic, El cobre es Chileno y Debe ser Fundido y Refinado en Chile”). Hay otro punto increíble, y es que estos valiosos concentrados, no son fiscalizados por ninguna autoridad chilena. Deben saber que los concentrados de cobre salen controlados por empresas extranjeras y salen, sin valor alguno, hasta 180 días de que son embarcados, donde esas empresas además, deducen sus artificiales costos, de fletes, seguros, desinfecciones y valores del refinamiento en sus empresas coligadas que lo funden y refinan. Esto analizado por la propia ministra de Minería Marcela Hernando, al calificar que debido a esto, las ganancias de las mineras en nuestro país alcanzan a utilidades estratosféricas. ¿Y qué ha hecho al respecto? Como guinda de la torta señores convencionales, los fiscalizadores de Impuestos internos nos han señalado y además públicamente en el Senado, que los directores políticos de turno en Impuestos internos, les impiden, por órdenes superiores, fiscalizar los resultados tributarios de las empresas mineras del cobre.

Señores convencionales, Uds. no fueron elegidos por los partidos políticos, fueron elegidos por los ciudadanos, para que defiendan los intereses del pueblo, la propiedad pública y de manera muy subsidiaria y equivocadamente, para solo algunos, los intereses de los partidos políticos, tan mayoritariamente repudiados, y que un consenso muy mayoritario, les permitió investirse como Convencionales. Aquí, el Sayo es para todos, sean de derecha, de centro o de izquierda. Entendamos bien que esto no es un negocio partidario.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s